TRABAJADORES DEL ARTE, ADELANTE!

tao: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

DECÁLOGO DE BUENAS PRÁCTICAS PROFESIONALES EN LAS ARTES VISUALES (ESPAÑA)

DECÁLOGO DE BUENAS PRÁCTICAS PROFESIONALES EN LAS ARTES VISUALES.

1. Respeto a la libertad de creación y expresión. La libertad de creación y de expresión es consustancial a toda producción o manifestación artística. La libertad de creación y expresión es un derecho fundamental protegido por la Constitución Española. Así pues, en ningún caso y bajo ningún pretexto un mediador o institución podrá censurar ni modificar la obra del artista. De la misma manera, nunca podrá establecer mecanismos injustificados que impidan o limiten su correcta difusión sin la autorización expresa del artista. El artículo 20 de la Constitución Española establece la libertad de expresión y de creación artística y prohíbe la censura.

2. Respecto a los derechos morales del artista. El artista, como autor de la obra que ha creado, tiene reconocidos una serie de derechos llamados morales que mantiene incluso cuando yo no es el propietario. Se trata de derechos a los que el autor no puede renunciar nunca, que no pueden transmitirse a nadie y que puede ejercer durante toda su vida. Agentes, mediadores, coleccionistas y público respetaran escrupulosamente los derechos morales del artista. Los derechos morales del artista (artículo 14 TRLPI) son: decidir si su obra ha de ser divulgada y de que forma; determinar si tal divulgación se hará bajo su nombre, con seudónimo o anónimamente; exigir el reconocimiento de su condición de autor de la obra; exigir el respeto a la integridad de la obra e impedir cualquier transformación; modificar la obra respetando los derechos adquiridos por terceros; y acceder al ejemplar único o raro cuando se halle en poder de un tercero, para ejercer su derecho de divulgación o cualquier otro que le corresponda.

3. Confianza, lealtad y transparencia. Toda relación entre el artista y el mediador se basará en la confianza mutua, la lealtad y la confidencialidad en los pactos. Las dos partes actuarán con total transparencia. El artista estará al corriente de toda la información relativa a la actividad en la cual participa (propósitos, presupuestos, difusión, relación con los medios de comunicación, otros agentes o instituciones implicadas) o de las transacciones que se puedan hacer con su obra (relación con los compradores, ventas realizadas, descuentos, intervención de otros agentes o mediadores). Por su lado, el artista mantendrá informado a su interlocutor sobre todos los aspectos referentes a su obra y sobre su relación con otros mediadores.

4. Difusión de la obra del artista. Es responsabilidad del agente o mediador que acoge la exposición o actividad del artista que se realice una correcta difusión. El artista ha de tener conocimiento del ámbito en el que se realizará dicha difusión y ha de facilitar en todo momento toda la información y material que se consideren necesarios para alcanzarlacorrectamente.

5. Contrato por escrito. Todas y cada una de las relaciones profesionales entre el artista y un mediador o agente estarán reguladas por un contrato por escrito, un documento firmado por las dos partes en el que se especificarán las condiciones de la relación. Cuando más detallados aparezcan los derechos y deberes de cada una de las partes, menos probabilidades habrá de que se produzcan lecturas unilaterales. El pacto por escrito obliga a las partes al cumplimiento de las condiciones establecidas, a portará una gran seguridad jurídica y evita conflictos. La base jurídica del uso obligatorio del contrato por escrito es el artículo 45 de la Ley de Propiedad Intelectual que establece que la cesión de derechos sólo es válida por escrito.

6. Cumplimiento de los derechos económicos del artista. El artista tiene derecho ha participar de una manera justa y equilibrada de las explotaciones económicas que otros hacen de su obra. Ese es el sentido de los derechos económicos del autor. Hay dos clases de derechos económicos: los de explotación y los de simple remuneración. Todos estos derechos pueden ser gestionados por el propio artista, a través de una entidad de gestión colectiva (VEGAP), o por algún mediador expresamente facultado (distribuidoras, etc.). Todos los mediadores y agentes que intervienen en el sector del arte contemporáneo cumplirán escrupulosamente los derechos económicos del artista visual. El artista, dada su condición de autor, es la única persona que puede decidir si pone su obra a libre disposición de público a través de una licencia abierta (tipo Creative Commons) que establecerá las circunstancias, autorizaciones y límites. Los derechos de explotación (artículos 17 hasta 21 del TRLPI) son: de Reproducción, de Distribución, de Comunicación Pública, y el de Transformación. El Derecho de Participación sobre la reventa de obras de artes plásticas (artículo 24 del TRLPI) es un derecho de Remuneración.

7. Relación artista y galerista. En ningún caso un mediador o agente comercial cobrará un alquiler (en dinero u obra) al artista para exponer su obra. Las comisiones sobre las ventas de obra aplicadas por la galería de arte se fijarán de mutuo acuerdo y teniendo en cuenta los servicios que esta ofrece al artista y el grado de su relación (exclusiva, esporádica…). El uso del contrato por escrito de regulación de las relaciones entre las dos partes y los albaranes de entrega de obra en deposito serán obligatorios.

8. Remuneración económica del artista. La remuneración económica del artista por el trabajo realizado o por la prestación de servicios que conlleva su participación en una actividad artística, constituye la base de su reconocimiento profesional y no puede confundirse con el cumplimiento de otros derechos económicos ni –si procede- con la financiación de los costes de producción de la obra. El artista es el primer responsable en exigir esta remuneración dado que nadie mejor que él conoce el valor de su trabajo. Encualquier caso esta remuneración nunca será menor al 15 % del coste total de la exposición o actividad en la cual participa. En éste sentido, el artista conocerá el presupuesto global y detallado de la actividad en la cual participa. La base jurídica de la remuneración económica del artista es el Derecho de Comunicación Pública que establece la Ley de Propiedad Intelectual (TRLPI, artículo 20, apartado g). Su gestión es personal (excepto algunos videoartistas en el caso de cesión previa de derechos a una entidad de gestión colectiva de derechos de autor o a una distribuidora). Sólo puede cederse por decisión expresa del autor, de manera limitada y a través de la comentada remuneración económica.

9. La producción artística y el apoyo a la investigación. Es responsabilidad del agente o mediador que acoge u organiza la exposición o actividad en la que participa el artista financiar la totalidad de la producción de obra de nueva creación o asumir los gastos de adaptación de la obra preexistente. De la misma manera, será responsabilidad del artista respetar el presupuesto y los plazos acordados, garantizar la calidad del trabajo previamente pactado y mantener un trato profesional con sus colaboradores. Se valorará especialmente la capacidad de los agentes y mediadores en inversión para la investigación, el desarrollo y la innovación en las artes visuales.

10. Profesionalidad. Las relaciones entre el artista visual y cualquiera de los mediadores, públicos o privados, que actúan en el ámbito del arte contemporáneo se sustentarán en el trato profesional. El indicador del reconocimiento del artista como profesional por parte de los mediadores será el cumplimiento íntegro de éste decálogo.

Aprobado por la Unión de Asociaciones de Artistas Visuales (UAAV) durante la asamblea general celebrada en Madrid, el 13 de julio de 2006.

UAAV, Unión de Asociaciones de Artistas Visuales. Marzo de 2007.

CARTA DE LOS DERECHOS DE LOS ARTISTAS PLÁSTICOS. Dublín 1993.

CARTA DE LOS DERECHOS DE LOS ARTISTAS PLÁSTICOS.

1.1.  “Las artes, en su acepción más amplia y completa, constituyen parte integral de la vida y debieran formar parte de ella. Es necesario y conveniente que los gobiernos contribuyan a crear y apoyar, no únicamente un ambiente de libertad alentadora de la expresión artística, sino también las condiciones materiales que hagan posible la puesta en marcha de la capacidad creativa”. (UNESCO)

1.2.  La creación de arte, en nuestra sociedad, no deberá ser considerada tan sólo un oficio o una forma de comercio, sino más bien una forma de investigación básica. De este modo, una obra de arte podrá considerarse un objeto solamente en la misma medida en la que un informe de investigación pueda ser considerado también un objeto. La idea, su concepto básico, se convierte fácilmente, y para siempre, en patrimonio de toda la sociedad, y como tal, no puede comprarse ni venderse.

1.3.  Todos tienen derecho a participar libremente de la vida cultural y a disfrutar de las artes.

1.4.  Es deber de los Estados atender, no solamente a las circunstancias materiales de sus ciudadanos, sino también a su bienestar cultural.

1.5.  Es deber del Estado y de las autoridades locales proporcionar fondos para las artes, lo cual no solo se traduce en un apoyo a las infraestructuras culturales sino también en la prestación de apoyo a artistas individuales y a sus asociaciones particulares.

1.6.  LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a la libertad de opinión y de expresión, así como a buscar, recibir e impartir información e ideas a través de cualquier medio, independientemente de fronteras.

1.7.  LOS ARTISTAS PLÁSTICOS   a la hora de realizar su trabajo artístico, tienen derecho a mantener la libertad frente a inferencias y restricciones.

1.8.  Los medios de comunicación social deben dedicar a las artes plásticas el mismo respeto y difusión que a otras áreas de interés general.

ACTIVIDADES PROFESIONALES

2.1. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a poseer un régimen jurídico propio.

2.2. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS no deberán ser agrupados legislativamente junto con otras profesiones diferentes.

2.3. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a la misma protección y oportunidades que los demás trabajadores.

2.4. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a organizar sus propias entidades representativas.

2.5. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a negociar colectivamente.

2.6. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a una participación activa en todas las organizaciones nacionales e internacionales, así como en instituciones en las que se tomen decisiones acerca del arte, la política cultural y la situación de los artistas.

Los artistas participantes en dichas organizaciones e instituciones deberán ser designados por las propias organizaciones de los artistas.

EDUCACIÓN

 

3.1. La creatividad es una faceta necesaria para el desarrollo humano y todos tienen el derecho básico a recibir la mejor educación artística a través de su periodo de escolaridad.

3.2. Quienes deseen seguir una formación profesional en las artes plásticas tienen derecho a hacerlo, si así lo desean, y a que se pongan a su disposición los medios educativos adecuados.

3.3. Los programas de intercambios educativos internacionales deberán incluir una parte proporcional de estudiantes y profesores de arte.

3.4. En la elaboración de los planes de estudio para la educación artística deberán tomar parte representantes de las organizaciones de los artistas.

3.5. Los profesionales de arte a nivel de enseñanza profesional deberán ser artistas.

SEGURIDAD SOCIAL

4.1. La categoría de “Artista Plástico” deberá reconocerse a efectos de seguridad social y demás efectos legales.

4.2. El requisito para una cobertura de la seguridad social, que se basa en las cotizaciones, deberá tener en cuenta el carácter irregular de los ingresos de los artistas.

4.3. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a cobertura de la seguridad social para todos los supuestos tales como: enfermedad, maternidad, paternidad, invalidez, viudedad, enfermedad o accidente laboral y períodos de ingresos.

4.4. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a un programa de pensiones adecuado.

DERECHOS ECONÓMICOS Y PROPIEDAD INTELECTUAL

 

5.1. La adjudicación de fondos públicos y estatales para las artes y la cultura deberá ser transparente y estar sometida a control público.

5.2. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a una remuneración justa y equitativa por su labor artística.

5.3. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a la protección de los derechos morales inalienables dimanantes de cualquier obra artística de la cual sean autores.

5.4. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a la protección de la remuneración por la explotación de cualquier obra artística de la cual sean autores. Ello incluye el derecho al pago por derecho de autor, derechos de reproducción, Droit de suite, o derechos concomitantes, y derechos de exhibición. En este ámbito,  la administración de los derechos de los artistas debe estar a cargo de organizaciones sin ánimo de lucro, bajo el control de los artistas.

5.5. Los convenios o la legislación nacional e internacional sobre los derechos de autor deben ampliarse hasta abarcar todos los medios.

5.6. Los convenios o la legislación nacional e internacional deben armonizarse hasta el más alto nivel con el fin de impedir la explotación injusta de la obra del artista.

5.7. Deberá introducirse a nivel nacional una legislación que exija que un porcentaje de los presupuestos de edificios públicos sea destinado a encargar obras de arte públicas.

RÉGIMEN FISCAL

6.1. LOS ARTISTAS PLÁSTICOS tienen derecho a un régimen fiscal que tenga en cuenta el carácter irregular de los ingresos provenientes de las artes plásticas.

6.2. Los artistas plásticos tienen derecho a exención fiscal en los premios artísticos.

6.3. Con el fin de fomentar la adquisición de arte, los particulares y las empresas tendrán derecho a desgravar del pago de impuestos el coste de adquisición de obras realizadas por artistas contemporáneos.

6.4. Con el fin de fomentar el patrocinio de artistas y de proyectos artísticos, los particulares y las empresas tendrán derecho a desgravar del pago de impuesto el coste del patrimonio.

6.5. Las obras de los Artistas Plásticos contemporáneos deberán estar exentos de IVA.

6.6. La importación, exportación de obras de artistas contemporáneos deberá estar exenta de impuestos.

LIBERTAD DE MOVIMENTO

 

7.1. Ha de promoverse la libertad de movimiento de LOS ARTISTAS PLÁSTICOS, por medio del reconocimiento de las cualificaciones profesionales, con independencia de dondequiera que hayan sido otorgadas.

7.2. Los artistas plásticos piden a los gobiernos que pongan en práctica el Acuerdo de Florencia (1950) sobre la importación de material educativo, científico y cultural.

7.3. La legislación deberá favorecer la libertad de movimiento de los artistas plásticos y de sus obras.

Septiembre de 1993.

GLOSARIO DE TÉRMINOS

(Para facilitar la traducción)

1.2. OFICIO: este término hace referencia a un oficio o profesión de algún arte y no a la acepción comercial.

5.3. INALIENABLES: se refiere a los derechos que son absolutamente intrínsicos e intransferibles.

5.7 PRESUPUESTO DE EDIFICIOS PÚBLICOS: se entiende el gasto realizado por las autoridades locales o estatales en proyectos de inversión, es decir gasto de dinero público.

Compiled at The Visual Artist in the New Europe Conference, Dublin City University, 22-24 September 1993 (Hosted by the Association of Artist in Ireland)

_________________________________________________________________________

-Origen en español: ARTABULA

COMISION DE INVESTIGACION 1

 

 

“Derechos de los artistas como trabajadores / El artista como trabajador”

 

A partir de los Encuentro de artistas visuales gestores curadores de Buenos Aires organizado por el Fondo Nacional de las Artes y el Centro Cultural de la Memoria H. Conti nos conformamos como comisión autónoma y abierta decidida a impulsar los proyectos que reconozcan los derechos de los artistas como trabajadores.

En nuestra primera reunión discutimos la ley de jubilación a nivel ciudad presentada por Alicia Herrero y Karina Granieriy la problemática de la remuneración para los artistas que conlleva implícitamente su reconocimiento como trabajadores.

En la segunda conversamos sobre el Decálogo de buenas prácticas profesionales en las artes visuales (España) y el Acuerdo de regulación de relación profesional entre personas e instituciones de arte contemporáneo de Trabajadores de Arte Contemporáneo.

Con el firme propósito de promover estas iniciativas a nuestro entender beneficiosas para el conjunto de los artistas visuales, nos ponemos en contacto con ustedes para invitarlos a participar en las reuniones de comisión y sumar la mayor cantidad de adhesiones posibles a los proyectos promovidos.

Nuestro Facebook: https://www.facebook.com/groups/453482471403896/